Reunión con grupo de trabajo del COP de Cantabria

El día 17 de diciembre el grupo Carta al COP mantuvo un encuentro con representantes del Grupo de Trabajo Psicología Basada en la Evidencia del COP de Cantabria (GTPsBE) y la Asociación Andaluza de Psicología Científica Asertiva. En esta reunión, de carácter informal compartimos algunas ideas en torno al carácter científico de la Psicología, las pseudoterapias psicológicas y el papel del COP al respecto que podemos resumir en los siguientes puntos:

  • La Psicología es una disciplina de carácter científico. Sin embargo, estamos asistiendo a prácticas pseudoterapéuticas que no cuentan con evidencia suficiente de eficacia y que nos generan una gran preocupación.
  • Se detectan carencias en la formación científica de los profesionales de la psicología que dificultan que se posicionen críticamente ante procedimientos terapéuticos con escasa o nula evidencia de eficacia.
  • El COP debe velar para que los profesionales de la psicología utilicen únicamente terapias basadas en la evidencia. Para ello debe poner en marcha procedimientos de análisis de eficacia de las terapias que permitan a los psicólogos/as tomar decisiones terapéuticas fundamentadas. A este respecto tanto el GTPsBE como el grupo Carta al COP comentan las acciones llevadas a cabo.
  • El GTPsBE , Asertiva y el grupo Carta al COP se instan a intercambiar información respecto a futuras iniciativas que se tomen de cara a potenciar la utilización de procedimientos terapéuticos validados empíricamente.

Propuestas del colectivo “Carta al COP” en relación a la creación de una comisión científica en el Consejo General de la Psicología

Hace dos semanas mantuvimos una conversación con Guillermo Mattioli, miembro del Consejo General de la Psicología. Durante esta conversación, cargada de buenas noticias y ánimo muy constructivo por parte del CGCOP, se nos comunicó que la Comisión cuya creación hemos demandado durante los últimos meses ya ha sido creada y está comenzando a dar sus primeros pasos.

Recibimos esta noticia con gran alegría, así como con agradecimiento por el interés mostrado hacia nuestro colectivo, si bien consideramos necesario que se sigan dando pasos para que esta Comisión dé los frutos deseados y adopte un formato que sea riguroso y productivo.

Por este motivo, hicimos una petición al CGCOP que concretamos posteriormente en una serie de requisitos que detallamos en un email que les enviamos el pasado día 18 de noviembre de 2019. Podéis leer a continuación el contenido de dicho email.

Si tenéis impresiones, sugerencias, propuestas, etc. en relación a las características que debe reunir esta comisión, vuestros comentarios a esta entrada serán más que bienvenidos.


 

Correo enviado al CGCOP:

Les escribimos en relación a la conversación mantenida entre Guillermo Mattioli en representación del CGCOP y nuestra compañera Irene Fernández Pinto en representación de “Carta al COP” el pasado 7 de noviembre.

En primer lugar queremos agradecer que nos tengan presentes para poder aunar fuerzas desde todos los frentes en la lucha contra las pseudociencias en Psicología con el fin de promover una práctica basada en la evidencia. La información trasladada por Guillermo con respecto a la creación de la comisión de trabajo sobre Ciencia y Profesión y los pasos que se van dando nos resultó de sumo interés y es un dato muy positivo para todos los profesionales.

El propósito de este correo es el de aprovechar la oportunidad para trasladarles de manera más formal la solicitud que hicimos por teléfono con respecto a la necesidad de dotar a la citada Comisión de rigurosidad mediante el cumplimiento de una serie de requisitos que garanticen que esta se mantiene activa, cumple con sus objetivos de manera eficaz y sobre todo lo hace de una manera lo más libre posible de conflictos de interés, dado que se trata de un tema sensible y de gran importancia para profesionales y usuarios.

En concreto, algunos de los aspectos que desearíamos que se cuidaran en dicha comisión son los siguientes:

–          Misión y objetivos: entendemos que la misión de esta comisión no es otra que velar para que el quehacer de los psicólogos en el ejercicio de su profesión esté fundamentado en la mejor evidencia científica disponible. Esta misión debería concretarse en varios objetivos entre los cuales consideramos imprescindibles los siguientes:

   1) El establecimiento de una serie de criterios que delimiten qué prácticas pseudoterapéuticas se consideran aceptables en nuestra profesión y cuáles deberían considerarse claramente como pseudocientíficas y no deberían ser amparadas por nuestro órgano colegial.

   2) El establecimiento de una serie de procedimientos o protocolos que permitan velar por el cumplimiento del objetivo anterior mediante la habilitación de un sistema de comunicación a través del cual los usuarios puedan:

  1. a) consultar qué prácticas se consideran adecuadas para sus problemas y cuáles han sido descartadas por su falta de evidencia y soporte empírico;
  2. b) consultar dudas sobre la adecuación del tratamiento que les está siendo aplicado,
  3. c) elevar quejas cuando consideren que han sido objeto de un tratamiento pseudoterapéutico o una mala práctica científica.

–          Transparencia: publicaciones en los medios del Colegio Oficial de la Psicología tanto de la creación de dicha Comisión como de aquellos pasos que se vayan dando, de modo que los profesionales tengamos acceso a esta información de manera pública y transparente, dado que el resultado de sus actividades nos incumbe a todos directamente. Los nombres de las personas que conforman esta comisión también deberían ser públicos con el fin de conocer sus credenciales, así como descartar posibles conflictos de interés.

–          Rigurosidad y cualificación: consideramos imprescindible que los miembros que conformen esta comisión sean personas cuya trayectoria profesional y académica les cualifique para analizar estas cuestiones, valorar la evidencia disponible y tomar decisiones. Un porcentaje mayoritario de esta comisión debería estar formado por profesionales de la Psicología vinculados a la investigación en áreas relacionadas con la metodología científica en estudios de efectividad, eficacia y eficiencia terapéutica, el análisis de controles de calidad, la investigación meta-analítica y todo lo relacionado con la evaluación crítica de resultados. Esto nos parece un requisito necesario para que puedan tomar decisiones rigurosas e informadas así como libres de intereses económicos o políticos.

–          Periodicidad: para cumplir los puntos anteriores, nos parece necesario que la Comisión se reúna, presencial o virtualmente, con una frecuencia conocida con el fin de llevar a la práctica sus actividades, y sería muy deseable que se hiciera público un informe de los avances u objetivos marcados en cada una de estas reuniones con el fin de que los psicólogos podamos hacernos eco de los avances que se van produciendo.

El objetivo de los miembros del colectivo “Carta al COP” no es formar parte activa de dicha Comisión, pues tal y como hemos mencionado anteriormente, creemos que sus componentes deben ser personas elegidas por sus credenciales profesionales y académicas sobre el tema. Nuestro objetivo es velar por que este proceso se lleve a cabo con las mejores garantías de éxito y con transparencia. En este sentido, sí agradeceríamos tener un papel de observadores.

No podemos olvidar que nuestro colectivo surge de la preocupación de muchos cientos de psicólogos con respecto al papel de las pseudociencias en nuestra profesión y al impacto negativo que esto tiene no solo en nuestra reputación social sino, y más importante, en los usuarios de nuestros servicios.

Teniendo esto en cuenta, aprovechamos también la ocasión para anticiparles que el contenido de este email será publicado en nuestro blog (https://cartaalcop.wordpress.com/) en los próximos días, pues nos debemos a las personas que firmaron la carta que les dirigimos originalmente y no somos más que intermediarios en este proceso.

Esto no quita para que seamos discretos y prudentes con la información que se nos traslada desde el Colegio Oficial de la Psicología y que respetemos sus tiempos y su derecho a hacer pública la información a través de sus propios medios, al tiempo que nosotros hacemos públicas nuestras iniciativas a través de nuestro blog. Esperamos que este hecho quede patente en el propio contenido de este correo.

Finalmente, queremos insistir en que el tema que ocupa a nuestro colectivo es específicamente el de la eliminación de las prácticas pseudocientíficas del ámbito de la Psicología, a sabiendas del daño que hacen a los usuarios así como a nuestra reputación profesional. Aunque hay otras cuestiones relacionadas e importantes como pueden ser el intrusismo y la mala praxis profesional, estas no constituyen nuestro foco de interés, máxime cuando nos consta que el Colegio Oficial de la Psicología muestra interés y proactividad en estos temas.

Terminamos de nuevo agradeciendo a Guillermo Mattioli en representación del COP que continúe teniendo en cuenta a nuestro colectivo y que se estén dando pasos para la creación de la deseada Comisión de trabajo, una gran noticia sin duda tanto para profesionales como para usuarios.

Tal y como acordamos el pasado 7 de noviembre, nos volveremos a poner en contacto con ustedes para continuar la conversación y responder a las propuestas que muy amablemente se nos plantearon.

Muchas gracias,

Carta al COP

Comunicado conjunto con el COP

Tras la reunión del pasado 12 de junio de 2019 entre los representantes del Consejo General de la Psicología (COP) y del grupo “Carta al COP”, consideramos que es necesario publicar la siguiente declaración conjunta, que enfatiza los múltiples puntos en común que compartimos.

Sostenemos y defendemos que la Psicología, en todos sus ámbitos y desarrollos laborales, debe ser una práctica basada en la ciencia y ejercida, únicamente, por profesionales adecuadamente cualificados para ello. Esta formación y cualificación deberían responder a los más altos estándares de exigencia en conocimiento y praxis científicos. Es nuestra intención y deseo trabajar para delimitar adecuadamente los requisitos que se considerarán necesarios a tal efecto.

Sostenemos también, como afirma la APA, que la interacción y la alianza terapéuticas son factores de la mayor importancia, tanto como la utilización de técnicas empíricamente validadas para la máxima eficacia y eficiencia de la intervención psicológica. Ambas deben ser evaluadas, y siempre bajo la atención y respeto al nivel deontológico que deben regir todo tratamiento.

En el marco de la actual controversia sobre las pseudoterapias en el ejercicio de la terapia psicológica, consideramos que es una prioridad de los organismos de representación de la Psicología y de todos los psicólogos velar por los usuarios, la reputación y eficacia de nuestra disciplina, expresando clara e inequívocamente su rechazo al uso, publicitación y formación en técnicas terapéuticas sin base científica, en todo ámbito y lugar.

La formación de una comisión que opere con transparencia dentro del Consejo General de la Psicología para evaluar estas cuestiones ya está en marcha, y próximamente se terminará de definir y comenzar sus trabajos. Tal Comisión contará con la colaboración de personas expertas externas, ya sean independientes o miembros de sociedades científicas, para dar una visión completa y útil.

Por último, reafirmamos el compromiso que existe, tanto desde el COP como máximo órgano nacional representativo de los profesionales de la Psicología, como desde el grupo “Carta al COP”, para continuar en la labor divulgativa y de lucha contra las pseudociencias y pseudoterapias, el intrusismo y las prácticas clínicas sin suficiente aval científico, que ponen en peligro la salud de las personas, redundan en el descrédito social y la pérdida de solidez empírica y epistemológica de nuestra disciplina.

Lo pueden leer también en Infocop.

Nos hemos reunido con el CGCOP

Como muchos sabéis, ayer Irene Fernández Pinto, Rebeca Pardo y Ricardo de Pascual se reunieron con el vicepresidente segundo del COP, Guillermo Mattioli, y con el coordinador internacional de la institución, Manuel Berdullas, para abordar el tema de las pseudoterapias en psicología.

Recordamos que habíamos solicitado, entre otras cosas, la creación de una comisión de trabajo, como les manifestamos en esta carta.

Ha sido una reunión productiva, en la que se han encontrado puntos de acuerdo entre las dos partes. Por eso, hemos optado por informar conjuntamente en unos días, mediante un comunicado que también se colgará en este blog a la mayor brevedad posible.

 

Nueva fecha de reunión con el COP

Después de que la anterior reunión se cancelara por causas de fuerza mayor, tenemos nueva fecha de reunión con el Consejo Oficial de la Psicología de España. Será el próximo miércoles, día 12.

Acudirán, por parte del COP:

Por nuestra parte, asistirán:

Seguiremos informando.

 

Reunión con el COP aplazada

Buenos días.

Hoy teníamos previsto reunirnos con el Consejo Oficial de la Psicología, pero han cancelado la cita (por razones de fuerza mayor) y nos ofrecerán otra fecha. Recordamos los puntos que llevaremos, que no son otros que los que aparecen en nuestra petición.

Resumimos los aspectos más relevantes:

Solicitamos que se abra un debate, en el que participen tanto el Consejo General como los distintos Colegios Oficiales de Psicología y las sociedades científicas, que permita determinar cuáles son las prácticas claramente pseudocientíficas, cuáles cuentan con pruebas claras de su efectividad y cuáles están en consideración, para exigir a los profesionales que restrinjan su actividad a estas dos últimas.

El COP ha reiterado su preocupación por la pertinencia del proceso de evaluación de posibles pseudoterapias y ha insistido en la necesidad de que en dicho proceso se incluyan expertos de sociedades científicas y profesionales de la Psicología española. Por ello, pedimos la creación de esta comisión de trabajo dentro del propio CGCOP, en la que participen expertas/os en la eficacia, efectividad y eficiencia de las terapias psicológicas, así como sociedades científicas de psicología, representantes de los COP y miembros de la Junta del Consejo General de la Psicología de España.

Asimismo, nos preocupa que se insista en la necesidad de emplear una metodología distinta de la de otras ciencias naturales, pues consideramos que la Psicología no por ser una ciencia humana deja de ser una ciencia natural y por ello su corpus de conocimiento debe basarse en los mismos principios científicos que cualquier otra ciencia que se precie de serlo.

Seguiremos informando.

¡Muchísimas gracias!

Reunión con el COP (por fin)

El Consejo General de la Psicología de España ha respondido a nuestra petición de reunión. Nos atenderán el Vicepresidente Segundo, D. Guillermo Mattioli Jacobs, y el Coordinador de Relaciones Internacionales, D. Manuel Berdullas Temes. La reunión será en la propia sede del COP este miércoles día 22 de mayo.

Por parte de los firmantes de la Carta al COP acudirán Irene Fernández Pinto, Ricardo de Pascual y Rebeca Pardo.

Seguiremos informando del resultado de la reunión.

Registro de la carta con la petición de reunión

Después de dar un plazo prudencial (MUY prudencial: es decir, un plazo holgadísimo) desde que enviamos por correo electrónico la solicitud de reunión con alguno de los responsables del Consejo General de la Psicología y tras no haber recibido respuesta alguna, decidimos personarnos en su sede de Madrid para registrar la misma petición, pero con número de entrada y en papel.

Fue el pasado 3 de mayo. Aún no han contestado tampoco.

Seguiremos informando.

photo5965540052241067821

El COP no ha respondido. Solicitamos una reunión con sus responsables

Hemos enviado esta carta al Colegio de la Psicología de España, habida cuenta de que no hemos recibido respuesta a la entrega de más de 1600 que les hicimos llegar el pasado mes de enero.

Estimados miembros de la Junta de Gobierno del Consejo General de la Psicología de España,

El pasado día 23 de enero dos compañeras se personaron en su sede entregando una carta en la que 1620 psicólogas/os solicitamos a la junta directiva del CGCOP que retire las enmiendas presentadas al borrador del Gobierno y que abra un debate, en el que participen tanto el Consejo General como los distintos Colegios Oficiales de Psicología y las sociedades científicas, que permita determinar cuáles son las prácticas claramente pseudocientíficas, cuáles cuentan con pruebas claras de su efectividad y cuáles están en consideración, para exigir a los profesionales que restrinjan su actividad a estas dos últimas. Como bien saben, esta carta fue nuestra reacción a la polémica suscitada por la enmienda del CGCOP al Plan de Protección de la Salud frente a las Pseudoterapias presentado por el Gobierno el pasado mes de noviembre.

El COP ha reiterado su preocupación por la pertinencia del proceso de evaluación de posibles pseudoterapias y ha insistido en la necesidad de que en dicho proceso se incluyan expertos de sociedades científicas y profesionales de la Psicología española. No podemos estar más de acuerdo y nos alegra muy gratamente que el COP haya insistido en la necesidad de que esta labor se realice con la participación de expertos del ámbito de la salud mental pertenecientes a asociaciones científicas y profesionales.

Coincidimos con la necesidad de que exista un mecanismo de control adecuado en el que estén implicadas sociedades científicas y profesionales y es por ello por lo que solicitamos la creación de dicha comisión de trabajo al servicio de esta finalidad dentro del propio CGCOP, tal y como les propusimos en la Carta entregada en su sede el día 23 de enero, junto con el documento firmado por un gran número de profesionales de la psicología. Creemos necesaria y urgente la puesta en marcha en el seno del CGCOP de una Comisión de estas características, en la que participen expertas/os en la eficacia, efectividad y eficiencia de las terapias psicológicas, así como sociedades científicas de psicología, representantes de los COP y miembros de la Junta del Consejo General de la Psicología de España.

Asimismo, nos preocupa que se insista en la necesidad de emplear una metodología distinta de la de otras ciencias naturales, pues consideramos que la Psicología no por ser una ciencia humana deja de ser una ciencia natural y por ello su corpus de conocimiento debe basarse en los mismos principios científicos que cualquier otra ciencia que se precie de serlo.

Consideramos que se trata de una cuestión de gran relevancia dado su impacto en la actividad profesional de las psicólogas/os, así como por la gran cantidad de profesionales que mostraron su preocupación ante el contenido de la citada enmienda. Es por esto que, nos ha sorprendido no recibir respuesta alguna por su parte y consideramos fundamental que un órgano como el CGCOP asuma la labor de comunicarse eficazmente con los miembros a los que representa.

Por todo ello nos gustaría solicitar una reunión a la mayor brevedad posible para poder tratar este asunto con mayor detenimiento y así poder conocer la perspectiva del CGCOP sobre poner en marcha en su seno la mencionada Comisión de trabajo, así como los objetivos y acciones previstas para este cometido. Nos gustaría poder conversar con detenimiento sobre todas estas cuestiones a fin de plantearles nuestra postura al respecto y conocer la suya.

Esperamos poder avanzar juntos en la defensa del rigor y del cumplimiento del código deontológico de nuestra profesión.

Rogamos den acuse de recibo. Muchísimas gracias.

 

Atentamente, los redactores de la Carta al COP

(https://cartaalcop.wordpress.com):

Ricardo de Pascual Verdú

Eparquio A. Delgado Lorenzo

Rebeca Pardo Cebrián

Emilio Verche Borges

Ramón Nogueras Pérez

Jorge Luis González Fernández

Monika Salgueiro Macho

Alfonso Ignacio Picó Peris

Carlos Moratilla Díaz

Antonio Mata Salgado

Marc Ruiz de Minteguía

José Ruiz Gutiérrez

José María San Román Sevillano

Jorge Delgado García

Daniel Palacino Martínez

Noelia Vargas Garrido

María Isabel Carmona

Javier Jiménez

Carmen Fernández Fernández

Irene Fernández Pinto

Juan Francisco Calvo Sánchez

Pedimos al COP la creación de una comisión de trabajo

El día que entregamos las firmas en la sede de la Junta del Consejo General de la Psicología de España, también registramos un escrito que concretara lo que pedíamos en la carta al COP. Entendemos que la iniciativa no se puede quedar en una recogida de firmas, sino que es necesario un compromiso y la creación de una comisión de trabajo específica.

El escrito es este:

Estimados/as compañeros/as:

Estos días estamos asistiendo a uno de los debates más interesantes que hemos tenido en nuestro país en relación al rigor de los procedimientos empleados por los profesionales de la psicología. Este es un debate que muchos/as llevábamos pidiendo que se abriera desde hace años y que la propuesta de Plan de Protección de la Salud frente a las Pseudoterapias presentada por el Gobierno de España ha permitido poner sobre la mesa.

En un primer momento, asistimos asombrados a las enmiendas de adición presentadas por el Consejo General de la Psicología de España[1] (CGCOP), donde se puede leer el siguiente texto:

“Hay que señalar que en el ámbito de las terapias psicológicas debe actualizarse lo que se considera fundamentado en evidencia científica, ya que algunas de las que pueden ser consideradas pseudoterapias pueden suponer beneficios contrastados para la salud de los pacientes, cuando son utilizadas correctamente por profesionales psicólogos en el marco de una adecuada relación terapeuta-paciente”.

Muchas personas hemos visto en estas afirmaciones una fórmula para abrir la puerta a que los/as profesionales de la psicología utilicen procedimientos no evaluados rigurosamente en su práctica, bajo el argumento de que pueden “suponer beneficios contrastados para la salud de los pacientes cuando son utilizados correctamente por profesionales psicólogos”. El texto presentado como añadido al Plan no explica de qué prácticas se habla, cuáles son esos “beneficios contrastados” y qué pruebas hay de ello.

Al mismo tiempo, el CGCOP se queja, en esta enmienda, de que “en el ámbito de las terapias psicológicas debe actualizarse lo que se considera fundamentado en la evidencia científica”. Esta aportación hace referencia al documento publicado en 2011[2] por el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad, en el que se incluyen procedimientos utilizados por profesionales de la psicología y donde se afirma (acerca de las 139 terapias analizadas) que la evidencia científica disponible “es escasa y, si bien en la mayoría de los casos estas terapias son inocuas, no están completamente exentas de riesgos”.

No se puede entender que el CGCOP dude acerca del análisis y las conclusiones publicadas por el Ministerio de Sanidad en 2011 sin proponer una alternativa. Hasta ahora, el Código Deontológico[3] publicado por este organismo pone en valor explícitamente el rigor científico de la práctica en al menos cinco de sus artículos (art. 6, 18, 21, 22 y 33), pero no contamos –ni hemos contado nunca– con una guía de procedimientos científicamente avalados que guíe nuestra práctica profesional. Sin la concreción de estos artículos en un listado concreto de prácticas, el Código es poco menos que papel mojado.

Desde la publicación de la llamada Carta al COP, hemos asistido con agrado y optimismo a las declaraciones[4] tanto del Decano del CGCOP, D. Francisco Santolaya, como del propio Consejo a través de su medio, Infocop.es[5], en las que se rechazan de plano las pseudoterapias y se comparten los objetivos del Plan de Protección a la Salud frente a las Pseudoterapias. Entendemos que el CGCOP ha mostrado claramente su intención de hacer lo que esté en su mano para clarificar cuáles son las prácticas pseudoterapéuticas que no deben utilizar los profesionales de la psicología y queremos manifestar nuestro apoyo absoluto a esta voluntad. Para ello, el propio Consejo ha invitado al Ministerio a crear una Comisión de trabajo donde participen las sociedades científicas de psicología y los colegios profesionales de psicólogos y de médicos. Nos parece una excelente propuesta. Animamos al Ministerio a llevarla adelante. Pero nos nos gustaría añadir otra que nos parece de vital importancia.

Para que la participación del CGCOP en dicha Comisión sea clara y unitaria, este debe clarificar a su vez una postura acerca de los diferentes procedimientos psicológicos que defenderá como terapéuticos, tanto de cara a la sociedad como a los profesionales y a dicha Comisión, en el caso de que se cree. Por este motivo, resulta imprescindible que el CGCOP ponga en marcha en su seno una Comisión de estas características, en la que participen expertos/as en la eficacia, efectividad y eficiencia de las terapias psicológicas; sociedades científicas de psicología, representantes de los COP y miembros de la Junta del Consejo General de la Psicología de España. Vista la contundencia que ha expresado el Consejo en su rechazo a las pseudoterapias, suponemos que esta Comisión puede crearse a la mayor brevedad y que actuará con la mayor transparencia y celeridad, registrando las diferentes posturas que se expresen en sus reuniones y estableciendo una fecha límite para la presentación de sus conclusiones. Esta es la manera de ofrecer a los profesionales y a las personas que acuden a nuestros servicios la máxima garantía que puede ofrecer el CGCOP de su compromiso con la defensa del rigor científico en la psicología.

No nos cabe duda de que el CGCOP atenderá una petición que consideramos lógica e imprescindible como complemento a las enmiendas presentadas al Plan. Sin esta Comisión interna en el seno del propio CGCOP, el riesgo de dejar una puerta abierta a la práctica de pseudoterapias por parte de profesionales de la psicología sigue vigente.

Esperamos una pronta respuesta del Consejo General de la Psicología de España, habida cuenta de su compromiso y su celeridad para atender al debate en los días previos, y quedamos a su disposición para que cuenten con nuestra colaboración si lo consideran conveniente. Estamos seguros/as de que entre todos y todas podremos salvaguardar el rigor científico de las prácticas de los profesionales de la psicología y la imagen pública de la profesión.

Atentamente, los redactores de la Carta al COP

(https://cartaalcop.wordpress.com):

Ricardo de Pascual Verdú
Eparquio A. Delgado Lorenzo
Rebeca Pardo Cebrián
Emilio Verche Borges
Ramón Nogueras Pérez
Jorge Luis González Fernández
Monika Salgueiro Macho
Alfonso Ignacio Picó Peris
Carlos Moratilla Díaz
Antonio Mata Salgado
Marc Ruiz de Minteguía
José Ruiz Gutiérrez
José María San Román Sevillano
Jorge Delgado García
Daniel Palacino Martínez
Noelia Vargas Garrido
María Isabel Carmona
Javier Jiménez
Carmen Fernández Fernández
Irene Fernández Pinto
Juan Francisco Calvo Sánchez


 

[1] http://www.infocop.es/view_article.asp?id=7866

[2] https://www.mscbs.gob.es/novedades/docs/analisisSituacionTNatu.pdf

[3] https://www.cop.es/pdf/codigo-deontologico-consejo-adaptacion-ley-omnibus.pdf

[4] https://elpais.com/elpais/2019/01/13/ciencia/1547386931_640078.html

[5] http://www.infocop.es/view_article.asp?id=7889&cat=9